martes, 23 de septiembre de 2014

El Camino del Héroe Emprendedor, 1ª Parte


Regresando al mundo para compartir nuestro Don Único


Este es el último Paso del atemporal Camino del Héroe, aportar al Mundo el elixir del Tesoro duramente conquistado a lo largo de su aventura, y de esta manera contribuir con él a hacer de nuestra sociedad un lugar mejor para vivir.
Hemos llegado a un Punto Crucial... Estamos viviendo un Cambio de Ciclo en todos los aspectos de nuestra sociedad; en la Espiritualidad, la Ética, la Política, la relación con el Universo y entre las personas, y también -es inevitable- la Economía, con todas las consecuencias que implica este aspecto de nuestra vida cotidiana.




Detengámonos en este punto y reflexionemos por un momento; la Economía es hoy en día, la fuerza más importante y de mayor influencia en nuestra vida, tanto a nivel individual como a nivel colectivo.
En este sentido, su peso equivale al que tuvo la religión en Europa durante toda la Edad Media; entonces todo en nuestra vida cotidiana pasaba por el tamiz de la Religión, al igual que sucede actualmente con la Economía.
La elección de nuestra profesión, en una gran mayoría de los casos, sigue estando determinada por criterios económicos, es decir, por la cantidad de dinero que nos reporta y la relación entre horas de trabajo invertidas y ganancia obtenida. 




Según nuestros recursos económicos elegimos dónde y cómo vivimos, a dónde viajamos, de qué medios de transporte disponemos, qué educación en general y capacitación profesional en particular obtenemos, si podemos formar o no una familia, cómo nos alimentamos y descansamos, cómo nos divertimos... En definitiva, para bien o para mal, la Economía rige nuestra calidad de vida.




Desde la Revolución Industrial, que comenzó en la Inglaterra de mediados del siglo XVIII, extendiéndose durante los siguientes 150 años al resto de Europa, a Norteamérica, a Japón, y finalmente, en el pasado siglo XX a Rusia, China y otros países de Asia, América y África, la mayoría de las personas trabajaron a cambio de un sueldo, intercambiando horas de esfuerzo al pie de la máquina o frente a un escritorio, por una nómina, en unas ocupaciones más o menos estimulantes o alienantes, con la garantía de una ganancia estable, aunque limitada, y ciertos beneficios sociales, como la seguridad social y la pensión de jubilación. 

 

  
¡Pero todo esto ha cambiado para siempre! La presente crisis, de carácter global y que se manifiesta en todos los aspectos de nuestra vida, abre las puertas a un mundo totalmente diferente, en el cual ya nada será como ha sido hasta hace poco, cuando comenzó este implacable Cambio de Ciclo.
Y en este punto llegamos al Emprendimiento, palabra mágica que promete resolver todas nuestras tribulaciones económicas, a la vez que nos da la oportunidad de hacer de nuestra vocación un medio de vida, y con ella descubrimos a su protagonista: ¡El Emprendedor!




Siempre han habido emprendedores; todos los grandes pioneros en cualquier campo del Arte o de la Ciencia pueden considerarse como tales; la diferencia es que en este nuevo ciclo son una parte imprescindible del cambio hacia una Economía para Todos, mucho más creativa e innovadora, basada en el Mérito y en el Valor Agregado que dan a la sociedad, que implica que cada persona que desempeñe una actividad remunerada -trabajando para sí misma y no para otros- ponga sus mejores cualidades al servicio de los demás, o como diríamos en clave del Camino del Héroe, su Don Único. 




El Héroe concluye su Camino regresando al Mundo Ordinario, o sea, a su vida cotidiana, trayendo consigo un Don, una habilidad o talento único para construir un mundo mejor.
Efectivamente, ya no existe un divorcio entre la Vocación y los Valores de la persona y la profesión que ejerce para ganar su sustento, ni tampoco su Realización a través del trabajo es rehén de la necesidad -y la comodidad- de contar con un sueldo asegurado.
Ahora se trabaja para resolver necesidades concretas y específicas de las personas, recibiendo a cambio una remuneración basada en resultados, y no en las horas de trabajo invertidas ni en el currículum que exhiba el profesional.
¡Demos la bienvenida al nuevo Paradigma Laboral! Disfrutad de esta interesante entrevista al Coach Sergio Fernández :





Autor del vídeo: David Testal (para la Revista Uakix)


¡Esta es la pregunta que todos hemos de hacernos! ¿Qué trabajo o profesión desempeñarías independientemente de la remuneración que recibieras a cambio?
O dicho de otra manera, ¿Cuál es tu Don, qué te hace únic@, cómo puedes contribuir dando lo mejor de ti mism@ para construir un mundo mejor?
Solamente hay una manera de hallarlo, y es Ser Tú Mism@, es decir, ser el Héroe o la Heroína de tu propia vida, convirtiéndote en tu Mejor Versión.

¡Muy bien! Hasta aquí la 1ª Parte, la semana que viene abordaremos las cualidades fundamentales y requisitos imprescindibles para emprender con éxito.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada